RESEÑA DE LA PRESENTACIÓN DE LA COLECCIÓN DE LIBROS DEL IVAF EN LA FUNDACIÓN BANCAJA EN VALENCIA EL 26 DE NOVIEMBRE DE 2001

Se celebró en la sede de la Fundación Bancaja el acto de presentación de la colección de libros sobre sexualidad del Instituto Valenciano de Fertilidad, Sexualidad y Relaciones Familiares (IVAF). El acto, que estuvo convocado por Ediciones Internacionales Universitarias, contó con la presencia de Mons. Juan Antonio Reig Pla, del Pontificio Instituto Juan Pablo II, de la subcomisión episcopal de Familia y Vida, y obispo de Castellón, que actuó como ponente invitado.
Además de Mons. Reig, intervinieron los autores Manuel Barceló, Ana Otte, y Concepción Medialdea. Asistieron unas 250 personas que aplaudieron cada una de las intervenciones.
Ana Otte, autora de “Cómo hablar a los jóvenes de sexualidad, amor y procreación” afirmo en su intervención que la juventud es merecedora de una confianza que a veces se le niega en las campañas de educación de la sexualidad que tienen como objetivo la difusión del preservativo. Los jóvenes, dijo la autora, entienden, si se les explica bien, el significado del amor humano, buscan roles en los que mirarse para conformar la familia unida y feliz a la que todos aspiran, y saben esperar a tener relaciones hasta estar preparados para asumir con responsabilidad el matrimonio y una vida en común. Lo que hace falta, concluyó, es una educación sexual integral con unos instrumentos pedagógicos modernos que contemplen también una educación en valores.

Concepción Medialdea, autora de “Cómo funciona mi cuerpo”, defendió en su exposición la conveniencia de introducir el autodominio como objetivo de los programas educativos. La Logse contempla como objetivo educativo la autoestima pero la autoestima sin autodominio puede engañar a los jóvenes en la medida en que puede mirarse la satisfacción como algo independiente del comportamiento, y esto en el campo de la educación sexual entraña ciertos problemas. Tenemos que enseñar a los jóvenes a autodominarse y, como consecuencia, tener autoestima. La autoestima la tenemos que edificar sobre algo que antes hemos de sembrar.
Manuel Barceló, el tercero de los ponentes, autor de “Cómo valorar mi sexualidad”, comentó la necesidad de hacer llegar a todos lo que llamó “la letra pequeña del amor”. Que todos nuestros hijos sepan que el amor entraña entrega y sacrificio además de gozo y felicidad y que las dos cosas van en el mismo papel aunque a veces se resalten más unos contenidos que otros.

Por último, Mons. Reig, pronunció unas emotivas palabras sobre el amor humano que es la gran herencia que hemos recibido en el testamento de Cristo. La Iglesia, dijo don Juan Antonio, custodia ese tesoro y lo promulga animando a la gente a dar y a recibir perdón. Por eso, concluyó, la educación sexual debe de integrarse en una educación para el amor y las familias deben de ser escuelas de amor.
El acto, en definitiva, constituyó la puesta de largo del IVAF en Valencia, donde nació hace ahora seis años. La filosofía del IVAF apuesta por la difusión y conocimiento a todos los niveles de los métodos naturales de reconocimiento de la fertilidad y por una educación para la vida que incorpore la formación del carácter y la confianza en la responsabilidad de los jóvenes. El programa SABE (Sexualidad Adolescente Básica para Educadores), que centra el contenido de otro de los libros presentados y que tiene ya mucha difusión en varios países latinoamericanos, tiene tres puntos de referencia educativos: ciencia, prudencia, y continencia.